miércoles, octubre 22, 2014

Purga



La vida diaria en un pueblo de Europa del este con el Muro de Berlín en pie y, un poco antes, la Segunda Guerra Mundial en curso y, al paso de los años, después de la caída del Muro y la separación de los países bálticos de la Unión de Repúblicas Soviéticas Socialistas –URSS-. Estonia es parte de los lugares donde transcurre la historia que nos narra Sofi Oksanen en este libro que fue distinguido con el Premio de la Mejor Novela Europea en 2010.

Al fin de la segunda guerra mundial las fronteras se ubicaron en los límites de los territorios que alcanzaron a dominar los principales protagonistas. Así Estonia se integró a lo que fue la URSS. En uno de los pueblos, como en todos, de ese país del este europeo quedó la herida de la guerra. Por otra parte, la asimilación a la nueva forma de organización social para la explotación de la tierra y la actividad económica en general tuvo resistencias que no siempre se pudieron expresar con franqueza. Existió una lucha soterrada por lo nacional, lo provinciano de esos lugares. También el espejismo de lo que se sabía sucedía en el otro lado del mundo, del otro lado del Muro. Ese espejismo llevó a familias a emigrar de manera ilegal. Berlín occidental era uno de sus destinos.

El espejismo se torna en una cruda y adversa realidad. Una de las protagonistas arriba a su nuevo destino con la ilusión del lujo: joyas, ropas caras, coches y mucho dinero. Sí hay todo eso, pero no es para ella. Ella es retenida, esclavizada y prostituida. Y entonces lo que busca hasta lograrlo es escapar. El paraíso no estaba en Berlín. Con grandes dificultades puede regresar a su país. El reencuentro es difícil. La vida es difícil.

Carmen Kass
modelo, originaria de Estonia
El mapa de Europa cambió varias veces a lo largo del siglo XX. Al final de éste sus límites entre países quedaron más o menos como están ahora. Estonia tiene fama de ser tierra de mujeres bellas. Y tiene una historia de guerras, invasiones y mucho olor a cebolla.

Un libro que ayuda a entender qué ha pasado del otro lado del mundo.



Título original: Puhdistos
Título: Purga
Autora: Sofi Oksanen
Traductor: Pirkko Huurto
Editorial: Salamandra – Almadía
Edición: Primera en México, abril de 2012.

domingo, octubre 19, 2014

Gabino Cué Monteagudo: Alternancia y Transición en Oaxaca



Sigue siendo un déficit de nuestra educación la formación de ciudadanía, consciente de sus derechos, pero también de sus responsabilidades con la colectividad. Ésta frase de la penúltima página del texto de este libro sintetiza mucho de lo que falta para una transición a la democracia en Oaxaca. Víctor Raúl Martínez Vásquez nos reseña y analiza en este libro los años vividos en la sociedad oaxaqueña para llegar a la alternancia en el gobierno del estado y el muy incipiente inicio de la transición democrática que muchos anhelan y sus múltiples dificultades en el seno de una sociedad multicultural, pluriétnica y con un conservadurismo autoritario muy enraizado en sus cúpulas de poder

En los antecedentes del primer capítulo se relatan los sucesos que hicieron posible la alternancia en el poder ejecutivo federal en el año 2000, después de más de siete décadas de un mismo partido en el poder político. La decepción con que terminó el primer gobierno de alternancia y la agudización en el segundo periodo del PAN que conservó la titularidad el poder ejecutivo federal de forma cuestionable. Y, de muchas maneras, la ausencia de una transición a la democracia que muchos mexicanos reclamamos y que hemos buscado de manera pacífica, mediante los votos.

En Oaxaca tuvo que pasar una década más para llegar a la alternancia en el gobierno del estado. Los dos gobiernos previos –doce años- son señalados por su autoritarismo y ejercicio patrimonialista del poder, acuñando para su identificación el término “gobernadorismo autoritario”, a semejanza de como se llegó a identificar la forma del ejercicio de la presidencia de México con el término “presidencialismo”. El abuso en el ejercicio del poder, de las decisiones y del uso de los recursos públicos que corresponden a la Nación – a todos-

Según el autor para lograr la alternancia y la transición fue condición indispensable la coalición de los partidos opositores al régimen, aún con sus declaradas posiciones ideológicas distintas y contrarias. No había otra manera es la conclusión del autor. Y por ello fue necesaria la coalición de los partidos Acción Nacional, de la Revolución Democrática, del Trabajo y Convergencia –ahora Movimiento Ciudadano- para reunir los votos necesarios y ganar la gubernatura de manera pacífica. Por ello también, sigue explicando el autor, fue necesaria una plataforma política conjunta y candidaturas de diputados y presidentes municipales coaligados, repartiéndose las candidaturas entre los partidos coaligados.

Parte importante fue la designación del candidato Gabino Cúe Monteagudo, por su trayectoria electoral previa, después de abandonar el Partido Revolucionario Institucional –en el que, si no militó, si figuró en puestos gubernamentales en el estado y en la federación-, presidente municipal de la ciudad de Oaxaca de Juárez, candidato con alta votación y derrotado mediante fraude electoral en la elección para gobernador en 2004 y senador de la república electo por mayoría en 2006. Así este personaje se vuelve el candidato que aglutina voluntades y es designado para encabezar la coalición que llega a triunfar en la elección para gobernador en 2010. Dándose así la alternancia en Oaxaca. Como parte de ella, una mayoría coaligada en el Congreso del estado y presidentes municipales de los mismos partidos en los principales municipios de la entidad. Se da la alternancia anhelada.

El autor muestra su gran admiración por Gabino Cué Monteagudo. El mismo título lo hace ver así. La realidad es que fue el personaje más destacado para esa alternancia. El mayor mérito está en los más de 700 mil ciudadanos que sufragaron por él confiando en sus promesas de campaña.

La difícil transmisión del poder ejecutivo. Por cierto, el autor no cita que el gobernador saliente no acudió a la sesión del Congreso para la toma de protesta del nuevo gobernador. Aquí también lo dejaremos como uno de los innombrables.

Y ya instalado el nuevo gobierno, las primeras pifias. El nombramiento de varios secretarios de despacho que no reunían los requisitos de la legislación que recién había aprobado la nueva legislatura, mismos que fueron saliendo del gabinete. Luego la inclusión en el gabinete de personajes del antiguo régimen, con sus formas propias de ejercicio del poder autoritario. Y para completar el gabinete la inclusión de personajes de partidos y organizaciones sociales como cuotas de poder por el apoyo en campaña. No se valoró el perfil para todos los cargos. Resultando un gobierno errático, sin coordinación y por lo mismo ineficaz.

Vuelta al principio o casi a éste. Si bien se logró la alternancia no se ha dado una transición a la democracia. Los actores responsables son muchos: Funcionarios del gabinete del gobernador que él debiera retirar ejerciendo su autoridad y proponiendo a nuevos responsables al Congreso; dirigentes de partidos y organizaciones sociales o empresariales que actúan en cargos de gobierno como representantes de sus respectivas organizaciones y no de un cargo para servir al pueblo todo. Del lado de la sociedad la efervescencia continua de movilizaciones gremiales y de otras organizaciones en demanda de sus propias reivindicaciones, estorbando el tránsito mediante el bloqueo de vialidades o accesos a dependencias públicas y en los más críticos casos la actividad comercial de establecimientos en plazas y el centro histórico.

En una revisión rápida del plan de gobierno se contrasta el poco avance con lo que se dijo que se realizaría. Las expectativas promovidas fueron muchas y son necesarias. La capacidad de logro del gobierno se ve mínima. Se señala falta de eficacia en el ejercicio del servicio público de muchos funcionarios. Es cierto. También es cierto que el gobernador es el señalado como quien no cumple. Puede resolverlo con una renovación de su gabinete para que su gobierno sea eficaz en sus propósitos escritos en el plan de desarrollo. La historia sigue transcurriendo.

Una postal muestra en la antepenúltima y penúltima páginas del texto el hartazgo de estas movilizaciones. Cito:
La sociedad observa y se cansa, se empiezan a dar nuevas protestas por las protestas. El caso de José Azcona quien en la ciudad de Oaxaca, hastiado de que reiteradamente los manifestantes le impidan el acceso a su negocio de reparación de llantas con bloqueos, protestó desnudándose. “Yo también soy pueblo” decía su cartel en la mano, mientras exhibía su desnudez.

Tiene razón el autor cuando señala la falta de educación ciudadana. Son más de tres décadas perdidas y de deterioro de la educación básica por el prolongado conflicto de los maestros con el Estado. Señala el autor en una autoporra –es actualmente director general del CECyTE- que hay una pequeña mejoría en la educación media superior. Y más de cuatro décadas de deterioro de la educación universitaria. No solo es en la escuela donde se forman los ciudadanos, es en la familia, la comunidad, la sociedad, los medios. La educación formal es fundamental y no avanzamos como se debiera.

Lo que no podemos aceptar es que la transición, con todas las grandes dificultades que implica, no se logré. Y regresé el autoritarismo que ya conocimos y que no queremos.

Cuando asumió el poder ejecutivo del estado el gobernador Cué, yo vivía lejos de aquí. Ese día 1º de diciembre de 2010 al cruzar el río Pánuco de norte a sur pensaba en que en Oaxaca se iniciaba una nueva etapa de la vida pública. Al llegar a mi vivienda busque el discurso de toma de posesión del entonces nuevo gobernador. Escribí y publique en mi blog de opiniones:



Sobrio. Conciliador. Propositivo. Reflexivo. Esperanzador. Descriptivo. Elocuente. Estos serían los adjetivos merecidos del discurso con que Gabino Cué Monteagudo asumió el mandato que el pueblo de Oaxaca le otorgó mediante la mayoría de los sufragios. Y dijo que gobernará obedeciendo.

La sobriedad ya se ve y huele a chocolate en el renovado portal de Internet del Gobierno de Oaxaca. Y se siente la tibieza del clima de allá en el canal de You Tube del mismo gobierno. Un gobierno que inicia comunicándose por Twitter y Facebook.

La mayor grandeza del pueblo de Oaxaca se esconde tras su pobreza. La humildad, la sencillez, la mirada de los oaxaqueños exigen cambios. Con éstas o similares palabras habló del reclamo de justicia y progreso.

Bosquejó su plan de gobierno. Presentó un conjunto de reformas que pretenden fortalecer a los poderes Legislativo y Judicial, así como al Ejecutivo. Aseguró que no permitirá la impunidad. Y ofreció aplicar justicia, no venganza. Que prevalezca la ley será la ruta de su gobierno. Así lo declaró.

Elogió la creatividad de las mujeres y hombres de Oaxaca. De cómo tejen sus sueños y hacen del barro su expresión de anhelo de progreso. Llamó hermanos a los descendientes de los pueblos originarios, los indígenas olvidados de la modernidad y del bienestar. Habló con orgullo del color de las artesanías, del sabor del chocolate, de la delicia del mezcal y afirmó que en Oaxaca se le puso sabor al mole.

Evocó a los próceres oaxaqueños: Benito Juárez, Porfirio Díaz, Ricardo Flores Magón y José Vasconcelos.

Hoy inicia una nueva etapa histórica de Oaxaca. La esperanza permanece.


El beneficio de la duda:

En su gabinete incorporó a la ex candidata a la gubernatura por el Partido Nueva Alianza, Irma Piñeyro Arias, sempiterna priísta y luego panalista, como secretaria general de gobierno. ¿Será esta una señal a la maestra Elba Ester Gordillo Morales? Ratificó a la procuradora que acompañó a Ulises Ruíz Ortiz –quien mostró su verdadero rostro autoritario al no presentarse a la ceremonia de transmisión del poder ejecutivo, no es demócrata- ¿qué se pretende son esta ratificación, qué no huya con las pruebas de los delitos que debió investigar y procurar su castigo? Su vocera es la otra ex candidata a gobernadora por el Partido Unidad Popular, que con su sectarismo le hizo el juego al PRI en 2004 y en 2010. Al tiempo tendremos las respuestas.

El 1 de diciembre de 2000 los mexicanos presenciamos la asunción a la presidencia de la Repúbica por un ciudadano electo por una mayoría relativa, con inmensas esperanzas de cambio, aún para quienes no votamos por él. A diez años del suceso no se vio el cambio ofrecido. Otra década perdida, al sumarse cuatro años de desgobierno espurio.

Hoy en Oaxaca resurge la esperanza. Sí Gabino Cué Monteagudo, quien fue electo por la mayoría absoluta de los sufragantes, hace como gobernador lo que dijo hoy ante el Congreso de Oaxaca, presidido por una mujer indígena –Eufrosina Cruz Mendoza-, será reconocido por las mujeres y los hombres de esa tierra: Corazón de México. Y será un excelente prospecto para el relevo presidencial que sucederá el 1 de diciembre de 2018.

Los días, los meses y los años nos traerán las respuestas. Hoy hay esperanza. Y ésta dura hasta que se acaba.

Así lo escribí. Y de nuevo lo comparto.


Título: Gabino Cué Monteagudo: Alternancia y Transición en Oaxaca
Autor: Víctor Raúl Martínez Vásquez
Editorial: Instituto de Investigaciones Sociológicas de la UABJO
Edición: Primera, agosto 2014.


Discurso de Gabino Cué al cierre de las casillas electorales el 4 de julio de 2010:




Agradezco a Víctor Raúl Martínez Vásquez el autógrafo en su libro el día que lo presentó en el Teatro Macedonio Alcalá:


viernes, octubre 17, 2014

Ayotzinapa duele

Julio César Mondragón con su esposa e hijo .foto publicada por Milenio


México duele. Guerrero duele. Iguala de la Independencia duele. Ayotzinapa -el pueblo sede de la Escuela Normal Rural Raúl Isidro Burgos- duele. La vida perdida de tres estudiantes normalistas el 26 de septiembre de 2014 duele. Duele la desaparción de cuarenta y tres estudiantes normalistas detenidos por la policía de Iguala la noche triste del 26 al 27 de septiembre. ¿Dónde están?

El colectivo Ojo Ambulante de jóvenes de San Luís Potosí colocó en el portal de You Tube un vídeo con la secuencia fotográfica de los 43 estudiantes normalistas desaparecidos. En off se alternan voces de jóvenes que dan voz a Julio César Mondragón, asesinado y desollado por la policía criminal y sus cómplices que le arrebataron la vida. Esa voz -esas voces- nos dicen:



  Estoy tirado en el suelo. Se nota donde enterraron el cuchillo y me cortaron la cara. Se me ven los dientes. En vez de rostro hay carne expuesta y te atormentan dos huecos donde deberían de estar mis ojos.
Mis compañeros me estuvieron buscando y me encontraron convertido en símbolo. Quisieron arrebatarme de los míos, robarles la memoria para matarme, para borrarme y desaparecerme ahora sí y para siempre. Quisieron convertirme en su crimen, su amenaza, su muñeco de espantajo y amedrento, pero yo vivo.
Vivo cuando mi madre llora y susurra mi nombre con la voz entrecortada. Vivo en el funeral repleto de amigos y amados, multitud doliente que con su mera presencia refuta el terror y declara que entre ellos vivió alguien, un joven que conocieron y al que veían y querían ver, un ser que sigue siendo querido en su dolor, en su cariño y en sus recuerdos. No el crimen atroz en que quisieron convertirme.
Vivo en una lagrima de rabia, en un puño alzado, en un paso firme que marcha sobre el enemigo. Vivo en tu resistencia. Vivo en tu protesta. En tu compromiso y en tu esfuerzo. Júrame que no te rindes, ¡pero júramelo a los ojos! Mira la carne y la sangre y los huesos en que me dejaron, y ve la mirada fija de quien una vez fui. Estudiante. Normalista. Hermano.
No me olvides, porque si me olvidas ellos ganan. Si me confundes con eso que dejaron en el suelo sólo seré un torturado más y eso mismo quieren ellos. Ellos que me esperaron, que me buscaron, que me persiguieron y me ultrajaron para que dejara de ser humano, pero que no pudieron. Ellos que sirven a la muerte y aplastan la inocencia y la confianza del pueblo pobre para que se calle, para que aguante, para que se deje matar; pero que no pudieron.
Porque el rostro que se llevaron es mío, pero la carne que dejaron es de todos, y estos huesos también son tuyos y estos ojos también te faltan. Mi gente me llora y mi pueblo hoy se esconde, pero cuando salga a reconquistar las calles no podrá, por más que intente, ya no podrá ser un pueblo inocente. No será un pueblo que confía. Será fuego, luz, estruendo y viento. Será el ejercito redentor, el huracán que arrasa los escombros para que venga el futuro. Será la muerte alada y justiciera que sostiene la razón y empuña despiadada las armas para imponerla. Mi pueblo será el implacable regreso de la justicia y de la historia.
No podemos aceptar que éste y todos los crímenes contra los pobres de México sigan impunes.

lunes, septiembre 08, 2014

El misterio de la orquídea calavera



Una fusión de novela policiaca y surrealismo en un pueblo de la huasteca es éste libro de lectura muy ágil. El autor –Élmer Mendoza- logra una buena mezcla del género de novela que ha escrito y nos introduce al surrealismo en la obra del excéntrico inglés Edward James.

En una capital del noroeste de México, un día un joven atiende una llamada telefónica que estaba contestando su madre. Le dicen del otro lado de la línea que tienen secuestrado a su padre. La vida le cambia de súbito. Tiene que reunir varios millones de dólares. Y su madre permanece desmayada con la impresión de la llamada que no escuchó completa.

Del noroeste a la huasteca potosina. Ya en esta región, de Tamazunchale a Xilitla.  Y allí la gran espera. Negociaciones y sorpresas. Y de un libro que toma en el restaurante del pequeño y modesto hotel va leyendo la historia de la estancia en ese pueblo del célebre inglés Edward James. Lee y espera a que los secuestradores se comuniquen con él.

La fantástica historia del surrealista inglés le va interesando. Se hunde en la lectura y así su espera es menos tediosa. Luego algunas coincidencias de lo que va leyendo con lo que le va sucediendo le generan mayor interés en lo que lee. Visita el jardín escultórico construido bajo el patrocinio y dirección de James y se va sorprendiendo más y más. Las negociaciones con los secuestradores siguen. Y a veces se encaminan a posibles escenas surrealistas. Hasta que se da el desenlace.

Desde que atiende la llamada de los secuestradores hasta que concluye el secuestro de su padre y es liberado, el protagonista va viviendo circunstancias que lo hacen madurar hasta casi el heroísmo.

Sin duda el autor encontró con esta novela una excelente manera de fundir el género policiaco que ha desarrollado y por el que es ampliamente conocido con la historia del arte. Un buen artificio. Me recuerda una frase de Jorge Semprún en su libro autobiográfico Adiós, luz de veranos: Las novelas no son la vida auténtica, son mucho más.


Título: El misterio de la orquídea calavera
Autor: Élmer Mendoza
Editorial: Tusquets
Edición: Primera, mayo de 2014.


miércoles, septiembre 03, 2014

Del amor y otros demonios



De la noticia diaria a la literatura. Demoliendo una edificación que incluye sepulturas de varios siglos, de pronto surge la noticia: Un cuerpo de niña con una larga cabellera de veintidós metros y once centímetros. A partir de ahí el autor, el gran novelista e inicialmente reportero, Gabriel García Márquez nos entrega una bella historia de amores y demonios.

La época de la colonia sujeta al imperio español dejó en el Caribe, en islas y la franja continental, edificaciones e historias. Grandes riquezas cuya inmensidad permitía que sus dueños se olvidaran del trabajo y a veces hasta de vivir su propia vida. El ocio por un lado y las decepciones por el otro.

Por otra parte las limitantes de la medicina no permitían el tratamiento de enfermedades adquiridas por contagio, como la rabia, y entonces era suplida por el tormento de la inquisición o el encierro. Enfermedad de perro.

A la vez que García Márquez narra la breve historia de una niña, hija de una familia acaudalada del Caribe, va develando la forma del ejercicio del poder civil y eclesiástico, éste último inmenso hasta poder disponer de la vida de seres humanos. Ante el poco avance de la ciencia se antepone el fanatismo. Y, en algunos pocos, la riqueza es tanta que se vuelven al ocio. En el ocio cabe de todo o casi todo. Incluyendo la disposición del cuerpo de esclavos para satisfacer pasiones sin límite.

Quienes disponen de conocimiento lo utilizan para disponer sobre la vida de los demás, éste es el caso de los jerarcas religiosos. Alguno disiente y utiliza su conocimiento para el alivio de enfermedades, del cuerpo y de la mente, de los sentimientos.

El lenguaje claro, sencillo. Cito:
… Una noche, muerto de la borrachera en una cantina de galeotes, Judas se le acercó a Bernarda con gran misterio.
“Abre la boca y cierra los ojos”, le dijo.
Ella lo hizo, y él le puso en la lengua una tableta del chocolate mágico de Oaxaca. Bernarda lo reconoció y escupió, pues desde niña tenía una aversión especial contra el cacao. Judas la convenció de que era una materia sagrada que alegraba la vida, aumentaba la fuerza física, levantaba el ánimo y fortalecía el sexo…

Leer esta novela es un viaje al Caribe varios siglos pasados.

Título: Del amor y otros demonios
Autor: Gabriel García Márquez
Editorial: Diana
Edición: Primera 1964; séptima reimpresión septiembre de 2012.


Película