lunes, agosto 11, 2008

Entre radios y medianoche

La radio, la televisión, los medios son el hábitat de una singular, única, mujer sudamericana por nacimiento y universal por todo lo demás que en una persona se reúne. Mary Rogers nos obsequia un recuento de su vida, desde las once horas de un once de julio en Santiago hasta los días que corren, pasan, se van.

El lenguaje hablado es su medio, en español e inglés. Éste lo aprende de su padre cuyos ancestros llegaron desde el otro lado del océano. Es su dicción, sin acento dice ella, lo que le facilita su acceso a un medio difícil: la radio y la televisión.

Entrevistadora y traductora en sus inicios, debuta en Viña del Mar, la Ciudad Jardín de la canción y la música. Tiene acercamiento con cantantes famosos y otros que llegaran a serlo.

En la televisión entrevista a Ricardo Lagos siete u ocho años antes de que sea el presidente de Chile. Una noche se percata que su país no es lo que ella piensa, que los que protestan tienen razón de hacerlo. Vive la vuelta a la democracia, después del oscuro paréntesis que fue la dictadura militar.

Breve, muy breve, el relato de lo que ha hecho con su voz, su talento, su imaginación y su presencia en los medios de Santiago y Viña del Mar. Ahora dedicada a la educación, Mary Rogers nos comparte parte de lo que ha vivido y cómo lo ha disfrutado o padecido y superado.

Dos frases de su texto:

Creo que es preferible hacer algo diferente – o intentarlo al menos- que ser la mala copia de un triunfador.

Cambió la actitud, cambió la suerte.

Mary Rogers es bloguera y escritora y ha debutado con gran éxito en las letras impresas. Ya comentaré su primera novela -Fango azul-, cuya lectura detuve y desvié a ésta, de alguna manera, su biografía mínima, en formato cibernético.

Título: Entre radios y medianoche
Autora: Mary Rogers
Editorial: Lulu
Edición: Primera, agosto 2008.

Imágen tomada de Radio Raíz, por ahora en receso.

3 comentarios:

Angeek dijo...

Siempre es agradable conocer sobre mujeres que escriben. Gracias por la recomendación.

Clarice Baricco dijo...

Fíjate que me gustaría leer el libro pero de manera impresa.


Abrazos

Mary Rogers dijo...

Muchas gracias por el comentario, Eleonaí. Muy bonito:=)

Es divertido como la gente no entiende que el libro, si quieren, les llegará impreso!!!

Un abrazo